El reconocido actor platense Juan Palomino estuvo con #NNQO para hablar de su actual obra “Ocho Cartas Para Julio’’, a presentarse el próximo viernes 7 de junio en el Teatro Roma de Avellaneda. Escuchá de qué se trata la obra, y también qué personaje representará en su próxima serie.

Nota completa:

Juan Palomino en el Teatro Roma de Avellaneda.

Ficción y realidad

“Con la realidad uno queda como desdibujado al hacer ficción. Hay que estar atentos a la realidad, porque si no uno se convierte simplemente en un decidor de relatos que se acomodan a determinados sectores del poder. Pero cuando uno está atento a lo que sucede, como mensajero que es una persona vinculada al arte, uno tiene la posibilidad de interpelar la realidad”.

La palabra y el presidente

“Sobre el valor de la palabra, por ejemplo, cuando uno es un presidente, lo mínimo es saber leer correctamente y entender la política como un hecho trascendental, donde la palabra es fundamental. Entonces el desafío de “Ocho Cartas Para Julio” es despegarse de aprender los libretos de memoria, porque realmente yo no me sé la obra de memoria. Cada función me encuentro con una inflexión, con un dato que ha pasado en larealidad, y ves que ha pasado otra a vez”.

El Roma

“La programación del Teatro Roma, que es coordinada Jorge Mariani junto a una colega, la Secretaria de Cultura de Avellaneda, Victoria Onetto, muestra una política cultural que me representa. Quiero destacar la belleza del teatro, ha sido “puesto en valor”, como dicen ahora, y es muy lindo actuar en él”.

El Diego

“Estoy encarando al Diego del 2001 para adelante. Empezamos el rodaje a fines de enero. Es una producción mexicana, ahora están en Barcelona los otros Diegos grabando. Es dirigida por un excelente director argentino, que es Alejandro Aimetta, para Amazon Prime. Es una épica, para cualquiera creo que lo sería, encarar a Maradona. La idea era generar un Diego Maradona de acuerdo a mis características, pero lo que se busca es una interpretación de este mítico personaje que admiro muchísimo más allá de sus contradicciones. Es un personaje entrañable. Y uno no va por la vida gustándole a todo el mundo, si algo que me gusta y admiro de Maradona es esa posición de David frente a Goliath siempre”.