Bajo la modalidad de videoconferencia, la Comisión de Legislación del Trabajo, presidida por la diputada nacional Vanesa Siley (Frente de Todos), emitió hoy un dictamen de consenso sobre la norma que regula el teletrabajo y quedó en condiciones de ser tratado en la sesión de mañana.

La norma establece un marco para garantizar los derechos laborales de los trabajadores que cumplen esa modalidad. El dictamen de consenso incluye 20 proyectos que fueron presentados por diferentes bloques parlamentarios.
Al comienzo de la reunión, Siley destacó el “espirítu de diálogo” para llegar al dictamen. “Hemos trabajado fuertemente para construir un dictamen de consenso, para contener la mayor cantidad de intereses posibles en esta regulación”, dijo.

Al respecto, recordó que la norma incorpora al teletrabajo como una modalidad laboral en la ley de Contrato de Trabajo, establece presupuestos legales mínimos y delega en las convenciones colectivas las particularidades de cada sector.

El diputado y vicepresidente de la Comisión, Albor Cantard (UCR), también valoró el “esfuerzo para alcanzar los máximos níveles de consenso”. “Se ha atendido al pedido razonable de entrada en vigencia de esta ley, dejarla pendiente a los 90 días posteriores al levantamiento del aislamiento social, preventivo y obligatorio”, aclaró.

Sin embargo, Cantard adelantó que el interbloque de Juntos por el Cambio acompañaría con disidencias, a partir de algunas diferencias con respecto a la letra del dictamen.

Por su parte, el diputado y vicepresidente segundo de la Comisión, Pablo Ansaloni, aclaró que el interbloque Unidad Federal para el Desarrollo “no está de acuerdo con el dictamen presentado desde el oficialismo” y presentaría un dictamen de minoría. “Tenemos la obligación de legislar y el compromiso para todos los trabajadores, tenemos que legislar para aquellos grandes monopolios de la misma manera que legislamos para las empresas chicas”, explicó.

En tanto, el diputado Hugo Yasky (Frente de Todos) consideró que “podemos estar orgullosos de este proyecto de ley, que podrá ser perfectible, pero abarca esta problemática que hasta ahora sucedía en un vacío legal”.

Desde la Coalición Cívica, la diputada Mónica Frade criticó la “premura” del debate y pidió “más reflexión” acerca de la regulación. “Tenemos la responsabilidad de sacar la mejor ley. Aventuro que, de sancionarse esta ley, los jueces laborales van a tener serias dificultades, porque ni siquiera las terminologías están bien adecuadas”, aseveró.

Asimismo, el diputado Enrique Estevez (Socialismo) destacó que la norma incluye la perspectiva de género, ya que incorpora las tareas de cuidado, y la participación de las asociaciones gremiales.

El objetivo de la norma es regular la jornada de trabajo, el derecho a la desconexión digital, la igualdad entre trabajadores virtuales y presenciales, la reversibilidad y los requisitos de seguridad e higiene.

Además, entre otras cuestiones, establece que el empleador debe proporcionar el equipamiento -hardware y software-, las herramientas de trabajo y el soporte necesario para el desempeño de las tareas, y asumir los costos o la compensación por la utilización de herramientas propias de la persona que trabaja.

En el marco del análisis y consideración de los proyectos de ley sobre teletrabajo, se realizaron tres reuniones informativas con la participación del ministro de Trabajo, Empleo y Seguridad Social de la Nación, Claudio Moroni; la directora nacional de Políticas de Cuidado del Ministerio de Mujeres, Géneros y Diversidad, Lucía Cirmi Obón; magistrados, representantes de las cámaras empresariales, sindicatos, gremios y especialistas en derecho laboral.