Viernes 4 de septiembre de 2020.

Estanislao Malic, economista y director titular de Fondos Comunes de Inversiones Pellegrini, en comunicación con le equipo de #NoNosQuedaOtra AM 740 Radio Rebelde. Las herramientas posibles para estabilizar el mercado cambiario; por qué el dólar persiste como principal moneda de ahorro en nuestro país; otras alternativas para ampliar la reserva nacional de divisas, y proteger el salario de los trabajadores.

Escuchá la entrevista completa:

                                     

Estanislao Malic, Director Titular de Fondos Comunes de Inversiones Pellegrini.

El esquema de dólar argentino

“El esquema de dólar ahorro implica una erogación importante para el Banco Central, siempre que hubo una posibilidad de comprar dólares en el mercado cambiario oficial implicó una merma de reservas del Banco Central. Podríamos decir que la historia argentina es un continuo de compra de dólares, o libras u oro, o lo que tengas ganas que sea la moneda dura de la etapa histórica que nos toque hablar. Si pensamos en una Argentina hacia un desarrollo industrial, que no sea neoliberal y financiera, básicamente vamos a tener que acostumbrarnos a convivir con este tipo de esquemas, en este momento serán los 200 dólares o podrán ser otros”.

“Argentina es un país en el que si vos liberás la compra de dólares y hacés un mercado único de cambio, explota. Si desdolarizar es liberar el mercado y que nadie quiera comprar dólares, sería raro que encontremos la solución a un problema que tiene más de 200 años. Tiene que haber medidas de estímulo para que vayas al peso y coercitivas, como es el control de cambio. Medidas de estímulos; hay varias herramientas para que un argentino ahorre en pesos, desde los Bancos, un Plazo Fijo que sigue la inflación, así como fondos de inversión que invierten en bonos argentinos o acciones argentinas; los que tienen las herramientas para ver cómo se está comportando el mercado en temas cambiarios es el Banco Central y en él hay que confiar. Herramientas hay varias y hay que ir testeándolas, y está en criterio del Central ver cuándo las aplica. También está la salida liberal, hacer un ajuste tan grande que nadie puede comprar dólares. Es una construcción social”.

“El Banco Central tiene que terminar con el estímulo a que la gente compre 200 dólares para venderlo en un mercado paralelo”

“Hay un trabajo de comunicar que tenemos pendiente. El 92% de la población no sabe calcular la tasa de interés. La gente compra dólares por que es la moneda soberana mundial. Se puede avanzar mucho en el tema de bancarización. Hay mucho trabajo por delante: bancarizar a la gente, explicarles que con un plazo fijo si lo pone en UVA, el dólar se dispara, pero va a poder seguir comprando la misma cantidad de bienes que compraba, no va a perder en términos de poder adquisitivo; la gente no está usando el plazo fijo UVA, toda la gente usa el tradicional, y casi nadie deposita en plazo fijo UVA siendo el que garantiza el mantenimiento del poder adquisitivo. Eso te da la pauta de que no es que la gente tiene miedo de perder contra la inflación, porque si no compraría el plazo fijo UVA, no el común, pero hay una cuestión de costumbres muy fuertes y me imagino que el gobierno estará discutiendo cómo va a avanzar con el tema del dólar paralelo. Con el dólar paralelo pueden hacer dos cosas, pueden salir los organismos públicos, el Banco Central, a tratar de intervenir el dólar paralelo para estabilizarlo o para, al revés, generarle volatilidad, que una vez esté 200, y otra 90, para desestimular de cierta forma el arbitraje con el dólar a 200″.