Lunes 21 de septiembre de 2020

Claudio Lozano, director del Banco Nación, dirigente nacional de Unidad Popular, y coordinador del Instituto de Pensamiento y Políticas Públicas, en comunicación con el equipo de #NoNosQuedaOtra AM 740 Radio Rebelde. Las medidas del gobierno con respecto al dólar; la presentación mediática y el enfoque especulativo desestabilizador para forzar una devaluación, y la situación económica actual de nuestro país.

Escuchá la entrevista completa: 

Claudio Lozano
Claudio Lozano.

Controlar el dólar para equilibrar la economía

“El gobierno ha planteado una serie de medidas que tienen por objetivo tratar de evitar lo que está por detrás del comportamiento especulativo de algunos actores que tienen peso dominante en el mercado cambiario y que buscan forzar una devaluación. El gobierno intenta evitar eso, porque claramente una devaluación brusca en Argentina que lleve el dólar a los niveles que tiene hoy el dólar de la Bolsa, o el dólar blue, tendría un impacto en los precios y un impacto social que complicaría la vida de una cantidad importante de argentinos y argentinas. El efecto sería lamentable. En ese sentido, el objetivo es razonable pero hay una presentación del problema que, a veces, es distorsionada; lo que se ha hecho es poner el foco de la cuestión en el tema de los 200 dólares por persona, por mes, como la clave de la situación, cuando la verdad este no es el problema central. En primer lugar, Argentina ha acumulado dólares en los meses que van, y tendrá un saldo comercial positivo de más de 17 mil millones de dólares. Hemos tenido dólares, pero el que no los tiene y no los ha podido acumular es el Banco Central. La razón no son los dólares que se van por el atesoramiento de los que pueden comprar 200 dólares por mes, sino que se han ido dólares por pago de deuda pública y en cancelación de deudas privadas y, en muchos casos, de empresas que forman parte de corporaciones. Por lo tanto, les pagan a matrices o sucursales de las mismas corporaciones a las que pertenecen, en condiciones poco claras. Empresas que tienen fondos propios y no deberían haber usado las reservas del Banco Central. Esto no ha tenido el control riguroso de la autoridad monetaria para que no llegáramos a la escasez de reservas”.

“hay dos temas más importantes que comprar 200 dólares: las restricciones para la cancelación de deuda y establecer mecanismos para obligar a que los exportadores liquiden”

“En estos primeros siete meses, Argentina exportó por 32.300 millones de dólares pero entraron solo 29.000 millones: hay 3.300 millones de dólares de los exportadores que no han ingresado y que deberían ingresar. Tampoco hay una definición de qué tipo de relación tendrá el Banco Central con los exportadores para obligarlos a que liquiden, porque serían imprescindibles en este contexto para atravesar la coyuntura. Esos dólares que no han entrado de las exportaciones son centrales“.

La especulación y su poder de desestabilización

“Cuando vos tenés una brecha muy grande entre el dólar comercial y el otro que fijan quienes especulan, se generan situaciones donde crecen las expectativas de devaluación. Indudablemente se pierde la tenencia de precios y esa especulación se transfiere al precio de los mercados, por eso es tan importante evitar las situaciones de distorsión. Es importante que el gobierno demuestre que tiene dólares en el Banco Central y que controla la fijación del valor del tipo de cambio, por eso es fundamental que todo lo que se exporta, ingrese con mayor rigor. Acordar implicaría que liquiden y darles opciones de inversión en pesos. Liquidan dólares y reciben pesos, e invierten sabiendo que no van a tener pérdidas, dándoles opciones de inversión ajustadas, por ejemplo, por evolución del tipo de cambio. Es decir, que los que exportan no crean que al cambiar a peso van a perder valor. El Banco Central también tiene las facultades para establecer tiempos de liquidación y obligar a que liquiden. Son exportaciones de la Argentina, no de los exportadores, y esto debería estar claro. No hay razones para devaluar. Si así fuera, el 60 o 70% de la población estaría bajo la línea de la pobreza”.

Los golpes del mercado y sus actores

“No hay que tener una mirada ingenua de todo lo que ha venido pasando en el último mes y medio, desde que habló el ex presidente Duhalde, refiriéndose a un eventual golpe de Estado y sugirió que la solución era el acuerdo del gobierno con el PRO. En ese marco, hay una exagerada presentación del problema de las tomas en la Provincia de Buenos Aires, como si fuera la primera vez que hay tomas en la Provincia; el tema del discurso sobre la inseguridad de manera creciente; el conflicto policial (más allá de la legitimidad del reclamo salarial) con componentes, por lo menos, desestabilizantes, como es cercar la residencia del Gobernador y la Quinta de Olivos con uniformados y patrulleros. Todo eso también tiene relación con lo que está pasando a nivel de especulación en el mercado cambiario y tiene un solo objetivo, que es decir que el gobierno tiene que tomar el rumbo de profundizar el ajuste, triturando los ingresos y produciendo una fabulosa devaluación del ingreso a favor del capital más concentrado. Eso es la devaluación. Esto que está pasando en el mercado cambiario no hay que disociarlo de otro tipo de cuestiones que se han presentado en el campo político en el último mes y medio”.