Columna semanal de Juan Carlos Junio, secretario general del Partido Solidario y director del Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini, para #NoNosQuedaOtra AM 740 Radio Rebelde. La misión del FMI en Argentina para renegociar la pesada herencia; las posibles condicionalidades y la discusión por el déficit fiscal; el rechazo a las políticas ortodoxas de ajuste que ya son tristemente célebres en nuestra historia; ¿cambió o no cambió la pandemia las posturas del fondo frente a la economía mundial?

Escuchá la entrevista completa:

FMI
Juan Carlos Junio, secretario general del Partido Solidario.

Negociación de la pesada herencia con el FMI

“Todavía es muy poco lo que se sabe. La postura pública del presidente de la Nación es que no va a aceptar condicionalidades o ajustes ortodoxos, que es el viejo modelo del Fondo Monetario Internacional; no puedo dejar de soslayar esas definiciones tan firmes, porque lo planteó el presidente cuando asumió y al iniciar la Asamblea Legislativa este año. Si hablamos de una negociación con un organismo tan poderoso como el Fondo Monetario, que no es de un grupo de prestamistas, como los bonistas, sino que es de los grandes países capitalistas del mundo: de Estados Unidos, de Francia, de Inglaterra, de Italia; está claro que no van a venir con lo tradicional. Por lo tanto, ¿cuál es el alcance de la postura del Fondo Monetario? Todavía no la conocemos. Una negociación es conceder de ambas partes. El asunto es hasta dónde, y es ahí donde tengo confianza en que no va a haber un ajuste ortodoxo. Todavía no se sabe nada, se habla de una discusión sobre el monto del déficit fiscal; cuanto más bajo es, más te obligan a controlar el gasto para que haya menos déficit. Entonces, ahí hay un punto macroeconómico que, evidentemente, está en discusión”.

“La postura pública del presidente de la Nación es que no va a aceptar condicionalidades o ajustes ortodoxos”

“Las organizaciones pueden pronunciarse y puede haber tonos diversos. Te podés pronunciar desde un lugar de apoyo al gobierno y planteando las necesidades del país: es una alternativa siempre posible. En cuanto al cambio en el Fondo Monetario Internacional,  no creo sea de época, ni filosófico, porque los dueños del Fondo son los dueño del Fondo; lo que hay es una crisis general en el sistema, producto de la pandemia y de antes de la pandemia que es gravísima, y hay núcleos del poder mundial que consideran que el Fondo tiene que reformular un poco sus políticas ultraortodoxas de un ajuste severo, y de empujar a los países, en medio de una situación tan crítica, a una situación más desesperante. Después hay un elemento que no se puede dejar de ponderar que es el tema del Papa y de Kristalina Georgieva, que alguien la puso: nadie pone al frente del Fondo Monetario a una figura relacionada con el Papa porque sí. Creo que todo esto son matices que se pueden tener en cuenta. El Fondo en este momento da toda la impresión de que está en una actitud más lábil, que a nosotros nos convendría, eso no quiere decir que creemos que el Fondo se volvió bueno, pero si las condiciones históricas lo llevan a tener una actitud más moderada no veo por qué no lo vamos a registrar”.

Kristalina Georgieva, Fondo Monetario Internacional.

Nosotros tenemos un gobierno que sentimos como propio y al que sentimos que hay que defender de los ataques de la derecha. Tiene que apoyarse en la movilización y en el pueblo, que ahora está restringida por la pandemia. Eso no quiere decir que no mantengamos nuestra mirada autónoma, nuestra identidad política partidaria, y si hace falta, nuestra crítica; la crítica desde adentro no tiene nada de malo, si es sana es buena. Mientras tanto hay señales importantes de reactivación de manera lenta en la economía, sobre todo en la actividad industrial, y se pinchó la ofensiva brutal para lograr la devaluación. En ese sentido hay una situación más interesante para el gobierno”.