Resistencia suburbana

Decir que Resistencia Suburbana no es una banda de regaae más puede resultar acertado e incluso políticamente correcto pero después de compartir con ellos un rato, uno inevitablemente se olvida de determinismos y correcciones.

Llegamos al estudio de grabación  con nuestras preguntas armadas y pudiendo casi recitar de memoria la trayectoria de la banda. Entre humos verdes, charlas y cerveza, el tiempo deja de ser un factor cuantificable, las preguntas quedan olvidadas en borradores y es en ese momento cuando se puede percibir porque ésta, no es una banda de regaae más. Ellos son parte de aquello que cantan y  traen la vivencia de lo que reclaman. No hay doble discurso ni lugar para definiciones políticamente correctas. Pasen y vean…


 

5

¿Por qué Resistencia Suburbana?

LUIS ALFA: Pienso que, si pintás un cuadro, le tenés que poner un título, ¿no?, y si tenés una banda, tiene que tener un nombre. Podés tener un nombre que sea, de alguna manera abstracto, o podés buscar un nombre que más o menos refleje medianamente también la idea de lo que vos querés hacer y no encontramos nada más acertado que ese nombre. O sea, vos podés hacer un cuadro de una mina en pelotas y ponerle primavera, o ponerle mina en pelotas.

¿Ya tenían claro que iban a hacer reggae?

LUIS ALFA: Si, lo tenía claro, primero por un gusto, por el ritmo, por la música. Y segundo porque era una cosa testimonial que estaba naciendo desde una sociedad muy marginal, reprimida, desde Jamaica donde ellos encontraban la forma de contar su realidad y por qué no la tristeza y amargura que vivían, pero desde un ritmo que tiraba alegría. Poder desde la alegría, contar la tristeza a mí es algo que me pegó muchísimo.
FABIAN LEROUX:
Es algo que seduce de entrada a todo el mundo, porque es una música autóctona, de una isla del Caribe, pobre, pero que está hecha con instrumentos del rock. O sea, si estuviera hecha con dos cocos, por ahí sería menos popular. Pero el hecho de tener instrumentación de una banda de rock, lo hace más fácil, porque la cultura de rock también corre en todo el mundo. Entonces más allá de que el ritmo está bueno,  la música tiene un mensaje, o sea, estaba bueno por todos lados.

Ustedes nacieron en los ´90 cuándo nuestra sociedad  se asemejaba a esa isla pobre, Jamaica. ¿Qué pasa con el regaae acá en la Argentina?

LEA DÍAZ: Tocamos en el 2001, ¿viste?, los días del quilombo del 2001 tocamos en el Congreso. . Y sabés la de policía que había, por todos lados, y tocamos. Había cincuenta personas, porque no se animó nadie a salir. Eso es Resistencia, qué se yo…

LUIS ALFA: La magia que tiene el reggae es que te puede contar algo que es triste, que es doloroso, pero desde lo positivo de la música. Porque ¿cuántos saben inglés acá para entender la letra de Bob Marley?. Todo el mundo las baila y nadie sabe qué carajo decían, ¿entendés? El tipo te estaba contando la tristeza y el dolor de un pueblo, pero te está haciendo bailar. O sea, si yo hago un tema en donde te voy a contar algo triste, y encima te pongo triste y te hago llorar, me apagás, y te vas a la mierda. No necesitás tanta tristeza, demasiada tristeza con la situación que tenés que vivir. Ahora, si el tema te pega…        ¿Sabés cuántas personas escuchan un tema de Resistencia y cuatro, cinco meses después se dan cuenta de que les estás diciendo algo?

Y está en castellano…

 

41

LUIS ALFA: Claro, y está en castellano, ¿entendés? Eso es la magia que tiene el reggae, que puede transmitir algo que puede ser doloroso y que te va a abrir la consciencia, pero lo primero que te va a atrapar es el ritmo. Te va a hacer sentir algo lindo, y a la vez te va a estar hablando de algo triste. Esa es la magia del reggae.

 ¿Cómo hacen a la hora de componer?

WALTER ELIAS: De todas las maneras posibles. Trae una letra Luis, nosotros le ponemos la música. Trae una idea alguno, se arma la canción, Luis le pone la letra. Todas las maneras que te puedas imaginar.

FABIAN LEROUX: Lo principal en una banda es que a vos no te aburra hacer ciertos pasajes. Que vos encuentres en la canción lo que te gustaría tocar, para no aburrirte nunca.

LUIS ALFA: Si tuviéramos una técnica de composición no tardaríamos cuatro años para sacar cada disco. No nos importa nada, sacamos un disco cuando nos parece que tenemos las canciones que creemos que vale la pena grabarlas porque nos gustan. Pero no tenemos una forma, una estructura de composición. Hay cosas que han salido de zapadas.

FABIAN LEROUX: De pruebas de sonido también…

LUIS ALFA: Nadie se sienta a componer. Somos muy libres en ese sentido.

Ustedes como banda crecieron por fuera de los circuitos comerciales, ¿Cómo se fue dando el tema del  “de boca en boca”?

WALTER ELIAS: Y sí. No es que te están machacando todo el día por la radio “escuchá Resistencia, escuchá Resistencia”. Si nosotros sonamos hoy en día en una radio es porque la gente lo pidió, no porque nosotros vamos y arreglamos ahí el asunto.

LUIS ALFA: Siempre se dio así de manera natural, y los más sorprendidos siempre fuimos nosotros.

WALTER ELIAS: Y sí, porque las cosas van cayendo y no es que vos las buscaste. Te vas sorprendiendo al mismo tiempo que la gente.

FABIAN LEROUX: Y esto, ya hace cosa de quince, catorce años y sigue habiendo gente que nos conoce. Nacimos sin Internet nosotros, tuvimos casi más de diez años de sólo con una ue abrió una casilla de correo electrónico que abrió uno de los bajistas y yo no sabía de qué estaba hablando. El boca en boca se produce porque algo te gusta, a nadie le vas a hinchar las pelotas “vamos a ver a Resistencia, vamos a ver a Resistencia” si no estás convencido de lo que estás diciendo. Y así mucha gente, “a mí me llevó mi primo, me llevó mi novio, me llevó mi hermana, yo escuchaba heavy metal, yo esto, yo aquello”. Y después la computadora. Hay millones que nos escriben en nuestra página.

LUIS ALFA: Fue como un virus. Todos los días gente nueva. Sin transitar el camino de lo mediático, ¿no? Nosotros no tenemos absolutamente nada en contra de las compañías discográficas ni de las bandas que eligen el camino de laburar en una compañía discográfica para hacerse conocidos y vivir de la música, porque lo considero algo honrado también. Es el camino que cada uno elige y después la duración, la realidad de realmente dónde estás parado. Porque si no, por ejemplo, quién se acuerda de Mambrú ahora, y hasta cartucheras había. Bueno, fue un momento. Lo que pasó con Resistencia fue una cosa así muy, muy clandestina. A mí me ha pasado también con otros artistas. He recibido discos de artistas que no conocía, hace par de años atrás, como por ejemplo el Ruki de Panamá. Y a mí me ha llegado un casette, y no lo conocía nadie, yo ese cassette lo copiaba, hacía discos y se lo hacía escuchar a un amigo, ese amigo se lo hacía escuchar al otro, y cuando te querías dar cuenta ya el tipo después estaba acá en la Argentina. Y le gustaba al heavy metal, le gustaba al policía, le gustaba al ladrón. Y más ahora con este tema de Internet, para mí desde que están todos estos temas de Internet el under ya no existe más. Porque el under era el misterio ese de que vos hacés algo a lo que no era fácil acceder, hoy con Internet cualquier boludo agarra una maraca y canta dos pelotudeces, lo cuelga a YouTube y lo ven en Japón. El under desde esa concepción ya no existe, y nosotros, a través del boca en boca, del disco grabado, o de Internet, de donde sea, llegamos a un montón de lugares que ni teníamos idea. Por eso te repito, los más sorprendidos de todo, de lo que pasó con Resistencia, somos nosotros.

Con respecto al tema de Internet, Vos hablabas de copiar, ¿no? ¿Qué piensan, por ejemplo de la piratería?

WALTER ELIAS: Mirá, a nosotros nos dejan mensajes en la página de países que nunca fuimos. Así que eso es Internet, no hay otra forma.

LEA DÍAZ: Si no hubiese piratería no estaríamos en los barrios, por ejemplo. O le tendríamos que ir a regalar los discos a la gente.

LUIS ALFA: A mí no me molesta. Por ahí afecta más a la parte comercial, ¿no? Que son los que mandan a la policía a levantar los discos a las ferias, porque yo no los mando, porque a mí no me jode, al contrario. Es más, yo los primeros cuatro temas que grabé, ni siquiera tenía banda, y ya los había desparramado por todos lados como el ántrax.

 

61

Con este planteo que Ustedes se hacen, de hacer música por fuera de las radios …¿Tienen alguna opinión acerca de la nueva ley de medios? ¿Piensan en estas cuestiones a la hora de pensarse como artistas?

FABIAN LEROUX: Yo creo que no nos afectaría que esté o no esté la ley. Porque de hecho es una ley de la dictadura y, mirá, nos estás haciendo un reportaje. Yo creo que nuestro canal de información, de lo que es expandir la banda, está por otro lado. Está bueno la ley sí,  para que nos comuniquemos, o sea, para que nos enteremos mejor de las cosas quepasan. Por ahí nosotros como banda, como producto musical, la fórmula ya está establecida. Después sí sirve para la información de toda la gente que está en pelotas, doña Rosa, doña Rosita. Y que se yo, creo que cualquier ley va a ser mejor que una ley de la dictadura, desde ya. Después hay que ver la letra chica, en eso no nos metimos.

LUIS ALFA: A mí particularmente el tema no me interesa. No estoy muy al tanto de las leyes, porque hay algo que tengo claro, no hay ley que no se pueda violar. No me manejo en la vida por leyes, ni siquiera por las mías, porque no las tengo. Cualquier ley que haya en contra de lo que yo tenga ganas de hacer la voy a violar. Ni de difusión, ni de drogas, ni de nada. Yo la verdad que no doy mucha pelota a las leyes.