Lunes 21 de junio del 2021

Juan Carlos Junio, director del Centro Cultural de la Cooperación, y secretario general del Partido Solidario (PSOL), en diálogo con #NoNosQuedaOtra por #la990. Nueva fase progresista en América latina y la emergencia del pueblo como sujeto político. Crisis de paradigma y de propuestas en la derecha argentina, y la situación política en Perú.

Escuchá la entrevista completa: 

Juan Carlos Junio, director del Centro Cultural de la Cooperación, y secretario general del Partido Solidario (PSOL).

Nuestra América en disputa

“La repercusión que tuvo la charla, incluso en otros países, fue muy grande. Evidentemente hay un interés muy importante en escuchar a estas personalidades que no son solo pensadores, sino que también son luchadores políticos, representantes electorales y sobre todo, en un momento de emergencia en el continente muy grande e histórica que va cerrando el ciclo de gobiernos de derecha, y retomando un ciclo de gobiernos progresistas, populares y de izquierda. Cerrando no sé si es un poco exagerado, pero cierto que, si tomamos el triunfo en México, de la Argentina frente a gobiernos de derecha, y ahora las emergencias de grandes rebeldías populares en estos países, y de triunfos electorales como el de Chile y Bolivia, creo que estamos frente a una nueva fase. Ellos se expresan con las diferencias propias de cada país, que es una combinación de rebeldía espontánea frente al agotamiento de un proyecto económico, social y cultural que posterga la vida de las grandes mayorías, que conculca la soberanía y la propia existencia como naciones. Hay un pueblo que vuelve a ocupar el centro de la escena venciendo el miedo y la represión, y en el que confluyen algunas cosas de fuerzas tradicionales políticas históricas, como por ejemplo en Chile, el partido comunista con emergencias de jóvenes de su propia fuerza con otros afluentes: núcleos independientes, núcleos de feminismos populares, núcleos de gente respecto al tema ecológico y ambiental, con una presencia fuerte de mujeres que pasan de lo social y cultural a la lucha política electoral. En fin, todo un fenómeno sociológico y político que es muy interesante”.

“La derecha en Argentina no tiene propuestas de nada, solo proponen el odio contra la izquierda, el peronismo, y el populismo”

“Lo que se cae es un proyecto que nació con el neoliberalismo de Reagan y Thatcher, que tuvo en su momento un cierto éxito desde el punto de vista de la sociedad, que no era una alternativa para gente como nosotros. Era lo individual como motor de la vida, el lucro, el mercado, la competencia; todo eso tuvo algún plafón, pero que se agota en sus resultados porque las sociedades se empobrecen, las clases medias se empobrecen, los países se empobrecen y entonces hay una crisis de paradigma y de propuesta. En Argentina, si pensamos a la derecha, ¿Qué ofrece el Pro o Juntos por el Cambio desde el punto de vista de ideas, de proyectos de ley, del trabajo, del crecimiento? No tienen propuestas de nada, solo proponen el odio contra la izquierda, el peronismo, el populismo. Algo de eso hay en todo el continente, y asistimos a esta rebelión que tiene esta impronta americanista tan valiosa e interesante. Recomiendo escuchar la nota que tenemos en el Centro Cultural, de Jadue, el dirigente comunista de Chile. Ya no solo él ganó en su comuna por tercera vez, sino que ganó una joven de treinta años comunista en Santiago, en la comuna. Allí hay una emergencia de muchísimos independientes que no responden a partidos tradicionales de izquierda. Hubo una derrota fenomenal de los partidos de derecha, por ejemplo, de la Democracia Cristiana, que de 150 convencionales sacó 2 y son independientes. Mantuvo más o menos su fuerza el partido socialista, pero la propuesta moderada fue derrotada, fue derrotada la derecha. Son situaciones de no creer que muestran la sorpresa que da la historia en momentos donde la acumulación finalmente se expresa”.

La situación política de Perú

“Es una derecha en todo el continente que va dejando el más elemental sentido democrático, incluso tradicional, burguesa, y republicana que ya empezó con Bolivia, anulando las elecciones con un golpe de Estado, asumiendo una mujer a la que le puso la banda presidencial un militar de espaldas a la cámara, y toda la derecha del continente, incluyendo Estados Unidos, lo celebró. Luego fue derrotada. Ese rasgo antidemocrático se expresa también ahora en Perú. La derecha peruana y continental, no trepidó en apoyar a keiko Fujimori, eso ya demuestra mucho. Keiko es una mujer condenada por todo tipo de corrupción, hija de un dictador que está preso. Sin embargo, con tal de que no triunfe un profesor de Cajamarca, un hombre popular de izquierda, la apoyaron a Keiko. Gana con todas las de la ley democrática el representante del pueblo y le quieren robar el triunfo, lisa y llanamente, con todo tipo de maniobras. Estoy confiado en que no lo van a lograr y Castillo va a ser presidente de Perú. Pero lo están intentando con todo su poder internacional y nacional, no hay dudas. Y la OEA una vez más siendo el ministerio de Colonias”.

Pedro Castillo, nuevo presidente electo del Perú. Foto: Morgana Vargas LLosa.

“Lo de Nicaragua es un modo que tienen no de discutir los problemas eventuales de Nicaragua, sino un modo de tapar lo de Perú, que lo sacan de la escena; y de manejar todo tipo de prejuicios y de informaciones anticomunistas. Como acá hablan del populismo y el comunismo. Vuelven a posturas de vieja data. Vuelven con los estropajos que utilizaron en la década del 50’, ’60, y ’70, que terminaron en dictaduras sanguinarias. La gran potencia del norte está sin proyecto continental, entonces tienen que apoyar a estos personajes. Todas las variantes de la derecha están yendo al fracaso, les queda Bolsonaro, a ellos y a nosotros: al campo popular latinoamericano como una expresión de su poder. Ahí tenemos una gran expectativa de que pueda volver el pueblo con Lula a la cabeza”.