Cuidando a Horacio

Viernes 19 de noviembre del 2021

Columna «Punto y Coma» con Julián Andreu para #NoNosQuedaOtra por #la990. Cuidando a Horacio. La semana del jefe de gobierno de la Ciudad Horacio Rodríguez Larreta: fuerte interna dentro de Juntos por el Cambio; números inesperados; las disputas dentro de la oposición, quiénes se posicionaron, Milei; batalla por las bancas, Patricia Bullrich, Lousteau y los reproches a Larreta.

Horacio Rodríguez Larreta.

Punto: a pesar de salir primera Vidal en CABA, candidata de Horacio Rodríguez Larreta, la semana para el jefe de gobierno no empezó bien.

Coma: a pesar de que casi todos los medios lo protegen, la semana no empezó bien para el jefe de gobierno y por supuesto esta terminando muy mal, su policía asesinó a Lucas, un pibe que volvía solamente de entrenar.

Pero pasando a lo político, el domingo cuando ya se conocían los resultados y el elenco de Juntos apareció en el escenario de su bunker, las caras hablaban mucho mas que las bocas y los gestos decían mucho más que los discursos.

Desde el lunes circularon muchas notas que daban cuenta de la interna feroz dentro del bunker de Juntos por el Cambio, la factura que le pasaron a Larreta vino por partida doble, por el desempeño de sus dos candidatos, María Eugenia Vidal no llegaba al 50% de los votos en CABA y Diego Santilli solo quedó a un poco más de un punto de Victoria Tolosa Paz, en lo que todos definimos un empate técnico, cuando desde el 13 de septiembre, un día después de las PASO, se apreciaba un clima de victoria eufórico, lo que presagiaba una contundente victoria del Colorado. Nada esto pasó, terminaron pidiendo la hora.

La situación en CABA es aun peor, de los 21 legisladores que ponía en juego Juntos, solo pudieron renovar 15, lo cual debilita el poder de fuego para adentro de la Legislatura y socava la imagen política de poder que debería haber mostrado Larreta. No solo para el afuera, mas que nada para adentro de su coalición, que es muy amplia y que tiene algunas figuras de peso con perspectiva de disputarle el sillón de la calle Uspallata, al candidato o candidata que le de su visto para el 2023 en la CABA.

Los pase de factura vinieron de varios sectores dentro del espacio opositor. Por el lado del radicalismo que también dejo heridos y postulantes con pocas chances para la presidencial, el gobernador jujeño Morales perdió una banca y debilitó a si sus posibilidades, tanto de ser precandidato como de que alguna diputada o diputado de su espacio ocupe la presidencia de la cámara, la batalla por las bancas era voto a voto, el otrora todopoderoso gobernador jujeño deberá pagar su factura también.

Morales, el carcelero de Milagro Sala.

También hubo devolución desde el larretismo – vidalismo para Patricia Bullrich. La pérdida de un diputado en La Rioja se la achacan a la ex ministra de seguridad, uno de los principales reproches de los diputados radicales sobre la presidenta del PRO, quien respaldó a la UCR y presionó a Sahad para bajarse. Rrecién lo logró después de las primarias, pero no alcanzó para al menos retener la banca que ponían en juego.

La encerrona de Rodríguez Larreta viene por dos lados, como si fuese un juego de pinzas. Por el lado de su ala mas “progresista”, siempre entre comillas, los radicales y Lousteau a la cabeza le van a pedir los espacios prometidos allá por el 2019 cuando bajo su lista para incorporarse al mismo espacio. El ex ministro de economía tiene en su mira la jefatura de gobierno. Algo que no solo él quiere, su mentor el Coty Nosiglia añora ese lugar. Sin ir mas lejos, uno de sus hijos putativos, Yacobitti, hoy desliza en algún medio que suele mover operaciones, que estaría dispuesto a pedirle la jefatura de bloque a Negri, un perdedor de la interna en Córdoba, las derrotas siempre tienen devoluciones.

Coty Nosiglia.

Por derecha a Larreta le saltó un espacio que en los futuros dos años de su última gestión le comerá parte de su electorado, ese que creía tener cautivo y parece que no ser tan asi, por lo menos lo demostró la elección del domingo, otro espacio a negociar.

Pero claro en los planes de Macri, su verdadero rival, está sumar al espacio de Milei a la interna, una situación sumamente incómoda para el jefe de gobierno. No fue casual la reunión en el living de la casa del ex presidente con el despeinado economista.

La victoria a lo Pirro del domingo de Juntos por el Cambio dejó muy mal parado a algunos, sobre todo a los que aspiraban comandar lo que viene hacia el 2023, pero posicionó a otros y a otras. Esa carrera allanada a la candidatura de Juntos por el Cambio ya no son 100 llanos, se llenó de vallas y todavía habrá también algún obstáculo para agregar.